El pensamiento de Hannah Arendt (2/2)

Segunda parte y final de esta recopilación de conferencias que ensalzaban la figura de esta sublime pensadora de nuestro siglo, Hannah Arendt, en su 100 aniversario.

 

Natalidad en Arendt es un comienzo de algo nuevo, es esperanza, sin toda la carga del pasado. Así, nos explicaba Fernando Vallespín (a la par que lo haría Adela Cortina), que para la filósofa, cada vez que nace un niño aparece una novedad, un elemento que puede marcar la diferencia, algo distinto, algo nuevo y diferente es posible; todo nacimiento introduce un elemento nuevo que llama a la transformación del mundo, todo individuo introduce con su nacimiento un nuevo comienzo para la historia. La muerte, así, es irrelevante, pues lo único importante no es lo que muere sino lo que nace.

Lo importante no es la caída de grandes imperios, sino los grandes comienzos de las sociedades: las revoluciones. Es en este momento cuando el Ser humano puede participar en un acto creativo a la par que colectivo. Hay que rebuscar en el pasado, recordar, para encontrar esos momentos revolucionarios que se hicieron llamar “la felicidad pública” en América y “la libertad pública” en Francia. Pues los seres humanos solo pueden ser felices y libres actuando en algo público, y nunca privado (tal y como plasmaron los grandes autores clásicos). Aunque para la felicidad sea fundamental lo privado, uno no se puede realizar sin lo público, sin compartir. El individuo ha de sentirse parte del Estado, y para ello hacen falta instituciones libres. Al contrario como piensan algunos, que dicen que el Estado está para garantizar la libertad dentro de la esfera privada, parece más sensato creer que el Estado tiene como función garantizar la libertad pública.

 

Tal como decía Aristóteles, “el hombre es un ser político porque está dotado de lenguaje”. La palabra sólo tiene sentido cuando se usa para ser comunicada, para ser escuchada por otros y entendida. El diálogo es una actividad pública, y es por esto que los seres humanos solo somos felices cuando nos comunicamos, cuando nos damos a conocer, cuando puede exhibirse, cuando alguien se fija en él, cuando demostramos al mundo que existimos. Es la felicidad, a lo que todo ser humano tiende a buscar; como diría Hanna, “es el impulso que gobierna a todos los seres humanos”. Y solo, cuando alguien participa en algo que es común se consigue, solo cuando hay interacción. Y la política presupone la interacción.

Explicaba Fernando Vallespín que el problema para Arendt es que la política pierde cada vez más ese excipiente de la comunicación y se va convirtiendo en puro trabajo. La política, según Platón, era un modo para establecer el orden público. El problema para el filósofo residía en las pasiones del individuo, pasiones que debe eliminar, reprimir, para que perviva el orden público. Este tipo de política represiva, continúa Vallespín, es la que ha acabado imperando, en lugar de la política comunicativa que Hanna Arendt proponía. Se trata de un punto de vista bastante utópico, decía Vallespín, pero que puede ser un principio regulador de la política.

Queremos gobernarnos democráticamente porque queremos tener algo que decir en las decisiones que nos afectan. Decía el catedrático que sólo en uno, de entre todos los ámbitos de la vida, se nos trata como iguales, y este es el ámbito de la política democrática. Somos nosotros los que debemos construir la ciudad, colectivamente, y no el filósofo rey. Finalizaba Fernando Vallespín: “la política solo debe tener una meta, y es el que los individuos puedan acceder a su propio juicio”, conversando entre ellos, pues solo mediante la palabra podremos llegar a soluciones justas.

Anuncios

Un comentario en “El pensamiento de Hannah Arendt (2/2)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s